Cerveza, gastronomía y música urbana fueron los ingredientes que se reunieron en el Mahou Urban Food Festival (M.U.F.F.) para poner a bailar durante un fin de semana a Madrid. La capital se inundó con los sonidos del trap y los ritmos latinos de la mano de la cervecera que, además de música, ofreció multitud de variedades culinarias y talleres con su propuesta festivalera.

El M.U.F.F., que se celebró en el madrileño Museo del Ferrocarril del 4 al 6 octubre, tuvo  cuatro días de experiencias donde se dieron cita el sabor, la música y el arte urbano desde primeras horas de la mañana hasta caer la noche. El encuentro contó con un cartel de una veintena de artistas donde destacaron los traperos Kandy Cain o Bejo. Además, las tendencias más indies y electrónicas también tuvieron cabida con el grupo Volver o Say DJ, entre muchos otros.

Pero no solo la música fue la protagonista, ya que el festival presentó, además de la mencionada oferta gastronómica, todo tipo de actividades enfocadas a los más cerveceros, como talleres o catas de cerveza. Asimismo, también hubo talleres de piercings y tatuajes  junto a una experiencia inmersiva de realidad virtual. 

Fluge Audiovisuales, como proveedor audiovisual exclusivo de Mahou-San Miguel a nivel nacional, proveyó el equipo de sonido, iluminación, vídeo y personal técnico audiovisual del festival. En concreto, se suministraron equipos de sonido de la marca Adamson (modelos S-10 y E-218), d&b (modelo E8) y L’Acoustic (modelo 112-P). Para el apartado de iluminación se proporcionaron los modelos Alpha Beam y A.leda B-EYE K10 de Claypaky junto a una controladora Grand MA2 Command Wing y, en lo que respecta al vídeo, se proveyó una pantalla LED de 6 X 4 metros y 5,2 de pitch controlada por una Novastar M3 MCTRL660.